UNIDAD

 

1

 

CONTENIDO

 

1

CONTENIDO  

         

INDICADOR DE LOGRO

El cumplimiento de Derechos Humanos en la consolidación de la convivencia pacífica y armoniosa.

1.1 Identifica los principales desafíos presentes en la actualidad para el desarrollo de convivencia armónica y cultura de paz, estableciendo e implementando acciones para el cumplimiento de los Derechos Humanos.

Paz, dignidad humana y derechos humanos.

VALORES A TRABAJAR

DEFINICIÓN DE VALORES

PAZ:La palabra Paz proviene del latín pax (pacis), que significa “acuerdo, pacto”. La paz viene siendo como un estado de quietud o tranquilidad.(Conceptodefinicion.de, 2017)

 

La paz se funda en la relación primaria entre todo ser creado y Dios mismo, una relación marcada por la rectitud” (Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia, 2005)

 

Su santidad el papa Juan Pablo II escribía para jornada mundial de la paz del 1 de enero de 2005 “La paz es un bien que se promueve con el bien: es un bien para las personas, las familias, las naciones de la tierra y para toda la humanidad; pero es un bien que se ha de custodiar y fomentar mediante iniciativas y obras buenas. Se comprende así la gran verdad de otra máxima de Pablo: «Sin devolver a nadie mal por mal (Rm 12,17). El único modo para salir del círculo vicioso del mal por el mal es seguir la exhortación del Apóstol: «No te dejes vencer por el mal; antes bien, vence al mal con el bien» (Rm 12,21)”.

 

Puede escuchar la siguiente melodía para reforzar el temar de la paz. Al finalizar generar la pregunta ¿Qué aspiraciones a favor de la paz te genera la canción?

La cultura de paz guarda estrecha relación con los derechos humanos y su aplicación; porque al promover la comprensión, el respeto y la solidaridad, es posible lograr una convivencia más justa, libre y respetuosa de la dignidad humana. Sin duda, se trata de una tarea compleja que requiere el compromiso de parte de las autoridades, pero que sobre todo necesita de cada uno de nosotros para generar cambios que faciliten la convivencia en un contexto de plena vigencia de los derechos humanos.

DIGNIDAD HUMANA: La dignidad es un valor inherente al ser humano por su condición de tal, valor que es dado por Dios mismo en relación con el de los demás seres vivos del planeta.

 

La dignidad de la persona manifiesta todo su fulgor cuando se considera su origen y su destino. Creado por Dios a su imagen y semejanza, y redimido por la preciosísima sangre de Cristo, el hombre está llamado a ser "hijo en el Hijo" y templo vivo del Espíritu; y está destinado a esa eterna vida de comunión con Dios, que le llena de gozo. Por eso toda violación de la dignidad personal del ser humano grita venganza delante de Dios, y se configura como ofensa al Creador del hombre (Juan Pablo II, 1988)

 

Por tanto, asumir el cumplimiento de los Derechos Humanos y su aplicación dará como efecto una cultura de paz donde se considere la dignidad de la persona humana a la luz de las verdades reveladas por Dios. Como lo planteaba San Juan XXIII en la encíclica Pacem in Terris, “hemos de valorar necesariamente en mayor grado aún esta dignidad, ya que los hombres han sido redimidos con la sangre de Jesucristo, hechos hijos y amigos de Dios por la gracia sobrenatural y herederos de la gloria eterna”. (Juan XXIII, 1963)

DERECHOS HUMANOS: Los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de raza, sexo, nacionalidad, origen étnico, lengua, religión o cualquier otra condición. Entre los derechos humanos se incluyen el derecho a la vida y a la libertad; a no estar sometido ni a esclavitud ni a torturas; a la libertad de opinión y de expresión; a la educación y al trabajo, entre otros muchos. (Naciones Unidas, s.f.).

 

Los jóvenes tienen derechos de participación en el centro escolar y en la comunidad. La escuela debe generar los espacios y condiciones necesarias para que sus miembros puedan participar en los diferentes procesos y actividades que en ella realizan.  De igual manera las personas adultas y líderes de la comunidad deben propiciar las oportunidades para que los jóvenes participen en las diferentes actividades que en ella se realizan, propiciando así condiciones mejores de desarrollo de éstos para que en el futuro puedan dirigir y preocuparse por el medio en el que se desenvuelven.

 

Los derechos humanos pertenecen a toda persona y nos acompañan en todo momento y deben ser respetados y custodiados por todos. Éstos son universales, es decir que nos protegen y están vigentes en cualquier país del mundo, eso garantiza una mejor convivencia de todos, pero es necesario educarnos en ellos, conocerlos todos.

 

Debemos ser conscientes que los derechos conllevan, para vivir en un ambiente de armonía, una serie de deberes que, al cumplirlos, por una parte, permiten reconocer los derechos de los demás y por otra nos permitir vivir y exigir nuestros derechos de mejor forma.

 

Video sobre derechos humanos:

ACTIVIDAD DIDÁCTICA

Realizar cuadro comparativo entre acciones buenas y acciones malas (Ver anexo)

VALORACIÓN / REFLEXIÓN

¿Por qué es importante crear una cultura de paz?

¿De qué manera puedo vivir en armonía con los demás?

¿Respeto los derechos de los demás?

COMPROMISO
  • Procurar un ambiente de convivencia con los compañeros.

  • Llevar una vida en armonía con los que convive en casa y el centro de estudios.

  • Evitar gritos, insultos con los amigos y familiares.

HABILIDADES SOCIALES
  • Demostrar respeto a los demás.

  • Buscar soluciones a problemáticas de la comunidad.

  • Promover una cultura de paz.

  • Convivir en armonía con mis compañeros y amigos.

  • Promover los derechos inherentes a la persona humana.

EVALUACIÓN
  • Los alumnos escriben en su cuaderno 5 aspectos para respetar los derechos humanos y vivir en convivencia y armonía. El docente ponderará lo escrito por los estudiantes.

ANEXO:

Actividad: Realizar cuadro comparativo de acciones buenas y acciones malas

Propósito: Identificar buenas prácticas que ayudan a una convivencia armoniosa

  • Dos pliegos de papel bond.

  • Plumones de colores.

  • Los estudiantes anotan en uno de los carteles acciones que se realizan entre compañeros que generan convivencia y, en el otro, acciones que se realizan entre compañeros que limitan la convivencia.

  • Finalizar analizando: ¿Cuáles acciones se dan con mayor frecuencia? ¿Qué acciones debemos practicar más?

  • El docente promueve una reflexión sobre la importancia de promover la convivencia entre todos.

UNIVERSIDAD CATÓLICA DE EL SALVADOR

© 2018

  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES