UNIDAD

 

1

 

CONTENIDO

 

1

CONTENIDO  

         

INDICADOR DE LOGRO

Convivamos en armonía (La convivencia armónica y el cumplimiento de normas en el hogar y el centro escolar).

1.1  Manifiesta actitudes de respeto y sana convivencia en el hogar y el salón de clases.

1.2  Demuestra respeto y da cumplimiento a las normas establecidas en el salón de clases.

1.3  Explica la relación entre la convivencia armónica y el cumplimiento de las normas establecidas en la escuela y el hogar.

VALORES A TRABAJAR

Convivencia, armonía, empatía. Otros valores que se pueden trabajar son: Amistad, lealtad, amabilidad.

​__________________________________________________________________________________

 

DEFINICIÓN DE VALORES

CONVIVENCIA:

“Es vivir en compañía de otro u otros. Se trata de un concepto vinculado a la coexistencia pacífica y armoniosa de grupos humanos en un mismo espacio. Por eso es importante enseñar una convivencia armoniosa desde la familia, la escuela, los grupos de la iglesia, etc.

 

El ser humano es un ser social. Ninguna persona vive absolutamente aislada del resto, ya que la interacción con otros individuos es imprescindible para el bienestar y la salud. Sin embargo, la convivencia no siempre resulta fácil, dado que pueden interferir negativamente ciertas diferencias sociales, culturales o económicas, entre otras muchas posibilidades”. (Carballo, s.f.)

 

Videos sugeridos para reforzar el valor de la convivencia:

 

ARMONÍA: “La Armonía, es un sinónimo de paz, de calma, de satisfacción, de plenitud, de tranquilidad.

 

Como personas, debemos estar en armonía con los demás, con la naturaleza, con el mundo entero y con nosotros mismos.

 

Estar en armonía con los demás significa anhelar el bien para ellos, actuar de modo constructivo y ayudarles en su camino a lograr lo que quieren.

 

El individuo debe practicar la armonía para poder vivir en una sana convivencia desde el hogar, la escuela”. (Giraldo, s.f.)

 

Video sugerido para el reforzar el valor de la armonía:

EMPATÍA: “La empatía es la capacidad de ponernos en el lugar del otro, de entenderle y llegar a saber cómo se siente e incluso saber lo que puede estar pensando.

                            

Es fundamental desarrollar la empatía, ya que, si son empáticos, son menos agresivos, más comunicativos, son capaces de expresar mejor sus sentimientos y crecen seguros y fortaleciendo su autoestima.

 

Como seres humanos, nacemos con la capacidad de ser empáticos, pero esta capacidad se va desarrollando a lo largo de la vida a medida que adquirimos determinadas habilidades”. (Ruiz, 2013)

                                                                              

Video sugerido para reforzar el valor de la empatía:

“Gócense con los que se gozan y lloren con los que lloran. Miren cuán bueno y cuán agradable es que los hermanos habiten juntos en armonía” (Romanos 12:15)

ACTIVIDAD DIDÁCTICA

Desarrollar la actividad Construimos Juntos (ver anexo ).

VALORACIÓN / REFLEXIÓN

¿Por qué es importante la convivencia?

¿Para qué se establecen normas de convivencia?

¿Creen que es importante cumplir las normas de convivencia?

¿Cuál debe ser mi actitud, si mis hermanos pelean conmigo?

¿Si un compañero necesita de mi ayuda, debo ayudarlo? ¿Por qué?

COMPROMISO
  • Cumplir las normas de convivencia.

  • Asumir con responsabilidad las consecuencias.
  • Respetar a mis compañeros.

  • Ayudar a mis compañeros en sus necesidades.

HABILIDADES SOCIALES
  • Respetar las cosas

  • Colocar la basura en su lugar

  • Colaborar en su hogar

  • Ayudar a los niños que así lo necesiten

EVALUACIÓN
  • Elaborar una lista de normas que se comprometen a cumplir en casa y en el salón de clase

ANEXO

ACTIVIDAD

“Construimos Juntos”

Cada niño decora y pinta su caja, previamente cerrada, con collage, pinturas, etc. Cuando todos los niños tienen decorada, el educador les indica que pueden comenzar a colocar una caja al lado o arriba de otra para formar una gran escultura. El docente ayuda pegando con cinta adhesiva las cajas hasta que todas estén ubicadas. Terminado ese trabajo, el educador anima a los niños para que observen la forma resultante, que den su opinión sobre lo que han construido y cómo podrían seguir decorando utilizando más materiales de plástico, como telas, papeles de todo tipo, pinturas, etc. Una vez que esté lista, los niños se colocan sentados delante de la escultura para que el educador tome una fotografía que se pueda ampliar y utilizar para decorar el aula (Arrieta, 2015).

UNIVERSIDAD CATÓLICA DE EL SALVADOR

© 2018

  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES