UNIDAD

 

2

 

CONTENIDO

 

2

CONTENIDO  

         

INDICADOR DE LOGRO

Iguales y diferentes.

2.2 Representa acciones que promueven la igualdad entre seres humanos y se opone a prácticas que atenten contra este derecho.

2.3  Demuestra actitudes de respeto y tolerancia ante la diferencias de los demás, y establece normas y acuerdos para una mejor convivencia.

​__________________________________________________________________________________

 

DEFINICIÓN DE VALORES

RESPETO: “Actúa o deja de actuar, procurando no perjudicar ni dejar de beneficiarse a sí mismo ni a los demás, de acuerdo con sus derechos, con su condición y sus circunstancias” (ISAACS, 2003)

Si paras para observar a los niños, te das cuenta de que ellos, por si mismos, no ven las diferencias. Cuando juegan, ellos no pierden tiempo en mirar o analizar el color de piel, el tipo de idioma, o la clase social de los demás niños. Ellos juegan. Las diferencias están en las actitudes de sus padres. En cómo ellos reaccionan ante la diversidad. El respeto a las diferencias, a lo diverso, a las distintas culturas y razas, debe y puede ser enseñado a los niños desde que son muy pequeños (Medina, s.f.)

La diversidad existe, y debemos aceptarla y respetarla, en lugar de criticarla. Podemos aprender mucho con las diferencias. Es una tarea muy importante principalmente en un mundo en que las realidades se mezclan. Un niño puede aprender a respetar la diversidad cuando sus padres también lo hacen, leyendo libros e historias acerca de otras culturas, conociendo otros idiomas, viajando y conociendo a lugares y realidades diferentes, visitando exposiciones sobre distintos países, y teniendo libertad en la elección de sus amigos.(Medina, s.f.)

Las diferencias también educan a los niños, padres y educadores tienen, frente a sí mismos, una gran tarea de educar a los niños en el respeto a la diversidad. Es más, ellos pueden enseñar a transformar las diferencias étnicas y culturales, en aprendizaje. Los niños pueden aprender mucho de las diferencias culturas y tradiciones de sus amigos y compañeros. Es importante que inculquemos a los niños lo importante que es integrar y abrazar a un nuevo amigo o colega, ya sea chino, blanco, negro, árabe o indígena. A un niño con una cultura o idioma distintas a la nuestra, hay que darle la oportunidad de adaptarse e integrarse(Medina, s.f.)

Video sugeridos para reforzar el concepto de respeto

Respeto, Tolerancia.

VALORES A TRABAJAR

TOLERANCIA: “Respeto a las ideas, creencias o prácticas de los demás cuando son diferentes o contrarias a las propias”. (ISAACS, 2003)

 

La tolerancia es el sentimiento de respetar ideas u opiniones y valoraciones de diferentes personas, aunque nosotros no estemos de acuerdo con dicho juicio de valor. Admitir las diferencias y los puntos de vista opuestos es una de las grandes pruebas y desafíos que tiene todo padre o docente.

 

De hecho, los niños que no logran ser tolerantes con sus compañeros en cuanto a la diferencia de puntos de vista u opiniones dispares, se convierten en adultos intolerantes y rígidos en su pensamiento. Esto puede desencadenar en un aislamiento social para el niño intolerante. Las diferencias entre los niños son importantes y útiles, pero éstas deben ir a acompañadas, justamente, de tolerancia. (Daney, 2017)

 

¿Qué es la tolerancia?

La tolerancia es el arte de poder aceptar diversos puntos de vista sin modificar los propios y reconocer que el otro es otro y que, como tal, tiene derecho a pensar o sentir lo que le parezca conveniente.

 

¿Dónde está el límite?

En cuanto al sentido común, debemos decir que toda tolerancia debe tener un límite. Es decir, no debemos inculcarles a nuestros hijos que ser tolerante implica aceptar todo lo que “el otro” desee hacer. Por el contrario, el límite se produce cuando lo que el otro hace o piensa, afecta a otros de forma directa.(Daney, 2017)

 

Pero ¿cómo fomentar la tolerancia en los niños?

- Transmitir mediante relatos, cuentos o historias que estimulen la tolerancia en los niños.

- Enseñar la diversidad de culturas y etnias. De este modo podemos ayudarles a los niños a que crezcan siendo tolerantes con otros que culturalmente son diferentes a ellos.

- Dar el ejemplo a los niños Fomentar los beneficios de la paz y la armonía en el grupo.

- Transmitir que las burlas son sentimientos negativos y que deben evitarse.

- Generar juegos o actividades para fomentar la disparidad de opiniones y enseñando que esto no es algo negativo, sino que debemos aprender a tolerar los diversos puntos de vista.

- Resaltar que los diferentes puntos de vista y la tolerancia respectiva favorece las relaciones sociales y nos convierte en ciudadanos preparados e íntegros.(Daney, 2017)

 

Videos sugeridos para reforzar el concepto de tolerancia

ACTIVIDAD DIDÁCTICA

Fábulas alusivas al respeto y la tolerancia:

La hormiga y la paloma. (Esteban, E. s.f.)

La liebre y la tortuga. (guiainfantil.com s.f)

VALORACIÓN / REFLEXIÓN
COMPROMISO
  • Cuidar a los menores, a los más necesitados, a los ancianos, etc.

  • Respetar a todos, sin importar su condición

  • Acepto a los demás aun cuando no comparta sus ideas.

HABILIDADES SOCIALES
  • No llama a los demás por sobrenombres.

  • Reconoce las diferencias personales de sus compañeros y los respeta.

  • Es respetuoso al mostrar sus diferencias hacia la opinión de los demás.

EVALUACIÓN

Observar y ponderar la conducta de los estudiantes para con sus semejantes.

  • Respeta a los demás sin importar sus diferencias.

  • Cuida a los pequeños y necesitados.

  • Colabora con los compañeros.

  • Anima a los compañeros a sobrellevar sus diferencias personales.

ANEXO

Cuento: La paloma y la hormiga.

Propósito: Propiciar una reflexión sobre el respeto y el interés por los demás

Una hormiga bajó a un arroyo; arrastrada por la corriente, se encontró a punto de morir ahogada.

Una paloma que se encontraba en una rama cercana observó la emergencia; desprendiendo del árbol una ramita, la arrojó a la corriente, montó encima a la hormiga y la salvó.

La hormiga, muy agradecida, aseguró a su nueva amiga que si tenía ocasión le devolvería el favor, aunque siendo tan pequeña no sabía cómo podría serle útil a la paloma.

Al poco tiempo, un cazador de pájaros se alistó para cazar a la paloma. La hormiga, que se encontraba cerca, al ver la emergencia lo picó en el talón haciéndole soltar su arma.

El instante fue aprovechado por la paloma para levantar el vuelo, y así la hormiga pudo devolver el favor a su amiga.

Cuento: La liebre y la tortuga.

 Propósito: Promover el respeto hacia las demás personas

 

En el mundo de los animales vivía una liebre muy orgullosa y vanidosa, que no cesaba de pregonar que ella era la más veloz y se burlaba de ello ante la lentitud de la tortuga.

 

- ¡Eh, tortuga, no corras tanto que nunca vas a llegar a tu meta! Decía la liebre riéndose de la tortuga.

 

Un día, a la tortuga se le ocurrió hacerle una inusual apuesta a la liebre:

 

- Estoy segura de poder ganarte una carrera.

 

- ¿A mí? Preguntó asombrada la liebre.

 

- Sí, sí, a ti, dijo la tortuga. Pongamos nuestras apuestas y veamos quién gana la carrera.

                                                                                                        

La liebre, muy engreída, aceptó la apuesta.

 

Así que todos los animales se reunieron para presenciar la carrera. El búho señaló los puntos de partida y de llegada, y sin más preámbulos comenzó la carrera en medio de la incredulidad de los asistentes.

 

Astuta y muy confiada en sí misma, la liebre dejó coger ventaja a la tortuga y se quedó haciendo burla de ella. Luego, empezó a correr velozmente y sobrepasó a la tortuga que caminaba despacio, pero sin parar. Sólo se detuvo a mitad del camino ante un prado verde y frondoso, donde se dispuso a descansar antes de concluir la carrera. Allí se quedó dormida, mientras la tortuga siguió caminando, paso tras paso, lentamente, pero sin detenerse.

 

Cuando la liebre se despertó, vio con pavor que la tortuga se encontraba a una corta distancia de la meta. En un sobresalto, salió corriendo con todas sus fuerzas, pero ya era muy tarde: ¡la tortuga había alcanzado la meta y ganado la carrera!

 

Ese día la liebre aprendió, en medio de una gran humillación, que no hay que burlarse jamás de los demás. También aprendió que el exceso de confianza es un obstáculo para alcanzar nuestros objetivos. Y que nadie, absolutamente nadie, es mejor que nadie

 

Esta fábula enseña a los niños que no hay que burlarse jamás de los demás y que el exceso de confianza puede ser un obstáculo para alcanzar nuestros objetivos.

En grupo reflexionar sobre:

¿Qué opinas de la actitud de la paloma y la hormiga?

¿Qué opinas de la actitud de la liebre y la tortuga?

¿Cómo debo tratar a los demás?

¿Cómo practico la tolerancia?

¿Debo respetar a los que son diferentes a mí, cómo?

UNIVERSIDAD CATÓLICA DE EL SALVADOR

© 2018

  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES