UNIDAD

 

2

 

CONTENIDO

 

4

CONTENIDO  

         

INDICADOR DE LOGRO

En mi familia todos somos importantes. (Diferentes condiciones de vida de las familias. Tipos de familia.  Actividades u oficios que desempeñan los miembros de la familia dentro y fuera del hogar sin distinción de sexo).

2.5 Reflexiona sobre los diferentes tipos de familia y las actividades que realiza cada uno de sus integrantes para la satisfacción de necesidades básicas en el hogar.

2.6 Valora la diversidad de roles que los diferentes miembros de la familia realizan y que pueden intercambiar en función del bienestar del grupo familiar.

2.7 Explica la importancia de la colaboración de todos los miembros de la familia en el hogar.

VALORES A TRABAJAR

Cooperación, convivencia, respeto.

Otros valores que se pueden trabajar son: Tolerancia, solidaridad, amor familiar.

​__________________________________________________________________________________

 

DEFINICIÓN DE VALORES

COOPERACIÓN: “La cooperación consiste en el trabajo en común llevado a cabo por parte de un grupo de personas o entidades mayores hacia un objetivo compartido. El trabajo cooperativo no compite, sino suma fuerzas hacia el objetivo. Puede suceder que un grupo cooperativo compita con otro, pero dentro grupo, nadie quiere ganar a su compañero, sino juntos, al otro grupo”. (Berjes, 2011)

 

“Cuando demostramos cooperación en la familia fortalecemos los lazos de unión y fomentamos los valores. Si asignamos responsabilidades puntuales a cada miembro de la familia, conseguimos la perfecta excusa para integrarlos a la rutina diaria haciéndolos partícipes de una cadena de cooperación sin la cual sería imposible resolver todo lo que se presenta en el día a día.

 

La verdadera cooperación surge cuando cada miembro adopta la iniciativa y ofrece ayuda sin que tengamos que solicitarla con ruegos o súplicas. Si hacemos consciente la necesidad de cooperar, fomentamos la solidaridad, la empatía y sobre todo, la reciprocidad necesaria entre dar y recibir. Cuando nos sentimos apoyados en momentos difíciles, no sólo sentimos que contamos con personas que nos quieren para resolverlo, sino que nuestra reserva de confianza se fortalece, nos sentimos queridos. Esto nos motiva, y sacamos las fuerzas necesarias para continuar y resolver lo que se presenté. ¡Así de importante es dar y recibir la solidaridad de quienes nos rodean!”. (entyva , 2014)

 

Video sugerido para reforzar el valor de la cooperación:

 

CONVIVENCIA: “Es la acción de convivir (vivir en compañía de otro u otros). En su acepción más amplia, se trata de un concepto vinculado a la coexistencia pacífica y armoniosa de grupos humanos en un mismo espacio”. (Julián Pérez y Ana Gardey, 2010)

 

“Convivencia Familiar

Hay familias cuyos miembros consideran que el hogar es el lugar más interesante y satisfactorio que puede haber. Pero muchas personas viven muchos años con familias que presentan una amenaza, una carga o un motivo de aburrimiento. En nuestra sociedad urbana, las instituciones con que vivimos han sido diseñadas para ser prácticas, eficaces, económicas y redituables, pero rara vez protegen y sirven al aspecto humano de los seres humanos. Casi todos hemos sentido la pobreza, la discriminación, las presiones u otras consecuencias negativas de nuestras instituciones sociales e inhumanas. Las familias solo lo aceptan porque no conocen otra forma de convivencia.

 

Cada familia es un mundo diferente, todas las familias tienen sus propios problemas, y podríamos afirmar que no existe la familia perfecta. Los padres como cabezas de familia son los que deben procurar la convivencia pacífica basada en el respeto. Las familias son columnas de una sociedad sana. Cuando sucede lo contrario se pierde la armonía, y es ahí donde empiezan los problemas, y el caos lo invade todo.

 

En ellas, lo más esencial es la convivencia, sin ella surgen muchos de los problemas en los cuales hoy en día nos están afectando, como es la violencia, la drogadicción, la criminalidad, etc., esto sucede porque en sus casas nunca hubo tiempo para platicar, para infundir valores, dar seguridad y sentido de pertenencia a cada integrante de la familia, eso a nivel familiar, padres e hijos, pero también a nivel de pareja, si no existe una convivencia, diálogo o comunicación , pronto habrá un distanciamiento y por ende un divorcio o un adulterio.

 

La convivencia familiar no es sólo pasar un tiempo juntos y conversar cosas sin importancia ni trascendencia, al contrario, es donde todos como integrantes de la familia contamos a los otros que tal fue nuestro día en la escuela, puede ser también contar ¿cómo nos fue en el trabajo? o todas las cosas que pasaron en la casa e incluso hasta algo más personal como ¿cuáles son nuestros temores o anhelos? eso es compartir, darse un tiempo para interiorizarse el uno con el otro.

 

Es muy importante que todos los miembros de la familia puedan acudir a los otros en busca de respaldo y cariño.  El amor, el cariño y el afecto son los vínculos más importantes para favorecer la unión en la familia. Se manifiesta de diversas maneras: mostrando el interés que sentimos por los asuntos de los demás, gozando de su compañía, interesándonos en lo que piensan y sienten, propiciando seguridad y protección, todas estas manifestaciones sólo son posibles mediante la comunicación. La buena comunicación entre los miembros de la familia no sólo es disfrutable, sino que también facilita la armonía entre todos.

 

La comunicación familiar se puede entender como la disposición a compartir los sentimientos, emociones e intereses propios, y a mostrar sensibilidad ante las necesidades, los gustos y las preocupaciones de los miembros de la familia. Sin una buena comunicación no podrá haber una convivencia armoniosa. Existen distintas formas de comunicación familiar, se presentan según la edad y las distintas circunstancias de cada quien. La demostración de cariño es fundamental para cualquier persona, y más si esas personas son parte de la familia. No te prives de demostrarles cuanto los quieres y lo importante que ellos son para ti. Trata de reconocerlos cuando hacen algo bien y felicitarlos por sus logros. El estímulo positivo es fundamental para crecer en un hogar feliz.

 

Como todos sabemos la familia juega un papel muy importante en la formación de valores; principalmente, los padres, ya que en ellos recae la responsabilidad de inculcar los valores posibles a sus hijos. Esto, es el reflejo de ellos mismos, por lo tanto, los padres deben dar un buen ejemplo, acertado de valor, y este debe ser voluntario, sin embargo, debemos intentar en lo posible, que como familia inculquemos valores para que los adquieran y los pongan en práctica día a día, y así lograr superarse y hacer la vida un poco más fácil. Como tal, tienen valores adquiridos, pero si los padres principalmente no dan un ejemplo adecuado, o no demuestran que ellos ponen todos los días en práctica los valores que quieren que los hijos adquieran, estos, no tendrán interés en tomarlos muy en serio, ya que no tienen el ejemplo de los padres. A veces si los padres no tienen los valores, los demás miembros pueden tomarlos de alguien más, otro familiar principalmente.

 

Por esta razón es de vital importancia que los padres compartan con sus hijos tiempo de calidad, y en ellos aprovechar para enseñarles e inculcarles el verdadero significado de la familia y sus valores”. (Marcucci, 2014)

 

Video sugerido para reforzar el valor de la convivencia:

RESPETO: “Actúa o deja actuar, procurando no perjudicar ni dejar de beneficiarse a sí mismo ni a los demás, de acuerdo con sus derechos, con su condición y con sus circunstancias”. (Isaacs, Educación del Respeto, s.f.)

 

“Al hablar del respeto es importante, en primer lugar, distinguir entre el respeto que debemos a todos los demás como hijos de Dios y el respeto que debemos a cada uno, de acuerdo con su condición y con las circunstancias. Lo primero nos lleva a una actitud abierta de comprensión y de aceptación. Lo segundo nos dirige a unas actuaciones concretas, de acuerdo con los factores implícitos en cada una de las relaciones humanas”. (Marta Harriet, s.f.)

 

“Se verá, por tanto, que cada persona tiene el derecho de ser tratado y querido por los demás por lo que es. Es decir, por ser hijo de Dios. Y así radicalmente todos somos iguales. Por otra parte, cada uno cuenta con una condición y con unas circunstancias peculiares y esto hará a los demás respetarlos de un modo diferente”. (Marta Harriet, s.f.)

 

Video sugerido para reforzar el valor del respeto:

ACTIVIDAD DIDÁCTICA

Propósito

Valore la necesidad de la ayuda entre los miembros de la familia, para que todos vivan en armonía y en paz.

Juego de roles (Ver anexo).

Leer la historia: En la familia todos cooperamos (Ver anexo).

VALORACIÓN / REFLEXIÓN
COMPROMISO
  • Valorizar las diferentes actividades que realizan los miembros de su familia.

  • Actuar en sus relaciones familiares en forma pacífica, comprensiva y armoniosa.

  • Colaborar gustosamente en las actividades que realizan sus padres en el hogar.

  • Cooperar en las actividades del hogar y la escuela como por ejemplo: ordenar los juguetes, hacer la cama etc.

HABILIDADES SOCIALES
  • Respetar a sus semejantes.

  • Colaborar con los demás.

  • Ser agradecido.

  • Convivir en paz.

  • Saber escuchar.

  • Amabilidad, compartir, comprender y ayudar.

  • Amor familiar.

EVALUACIÓN

Manifiesta actitudes de:

  • Comportamientos que demuestran respeto, sensibilidad, trato justo y tolerancia en la familia.

  • Comportamientos que contribuyen al logro de la paz colectiva.

  • Aplica las reglas y normas que contribuyen a la sana convivencia en el hogar y la escuela.

  • En sus acciones corporales y verbales denota amor hacia la familia.

ANEXO

 

Juego de roles

 

Descripción de la actividad

Se realizará una conversación inicial, en la cual se les preguntará a los estudiantes quiénes desean jugar a pasar un día en casa, y una vez formado el grupo, ellos escogerán todos los juguetes y atributos necesarios para el juego, los cuales estarán al alcance de los estudiantes. En el curso de esta conversación el docente realizará preguntas a los estudiantes para que ellos describan cómo se distribuyen y desarrollan en su familia las tareas domésticas, y de qué forma cooperan en las mismas.

Comenzará el juego y durante su desarrollo, el educador intervendrá de manera indirecta para realizar sugerencias que ayuden a mantener vivo el argumento, a enriquecer las acciones necesarias para desarrollarlo y también para lograr buenas interrelaciones entre los estudiantes. También ayudará a resolver amistosamente cualquier conflicto que se presente y demostrará a aquellos estudiantes que lo necesite cómo los miembros de la familia pueden ayudarse mutuamente en los quehaceres hogareños.

Realizar una conversación, en la cual los estudiantes conjuntamente con el docente valorarán cómo jugaron, especialmente en cómo se produjeron las acciones de ayuda mutua entre los distintos miembros de la familia en los diferentes roles que ellos representaron. Se pondrán como ejemplo tanto las acciones positivas como las negativas sin hacer alusión al nombre de un alumno en particular, sino al rol que desempeñó, por ejemplo, -El papá ayudó a la mamá a cocinar, o el niño no quiso ayudar a su hermanito a recoger los juguetes, etc.

Luego de la lectura de la historia organizar un diálogo apoyándose en las siguientes preguntas:

¿Por qué es importante valorar a las personas y valorar lo que hacen?

¿Me gusta que me traten con respeto?

¿Debo respetar a los demás?

¿Por qué en la familia todos somos iguales e importantes?

 

ACTIVIDAD 2

 

Cuento: En la familia todos cooperamos

 

Gloria es una niña de siete años, tiene un hermano y una hermana: Enrique y Lucía. Su mamá y su papá salen muy temprano a trabajar. Gloria asiste a la escuela, cursa el segundo año y sus hermanos quedan al cuidado de su abuela. Su papá es profesor y se llama Luis, su mamá es abogada y se llama Margarita; los dos trabajan mucho. De regreso a casa, entre los dos realizan los quehaceres de la casa: cuidan los niños, cocinan y limpian. Enrique y Lucía recogen los juguetes y Gloria los ordena; además son responsables de su aseo personal.

 

Mamá, dijo Gloria, ¿por qué todos tenemos trabajos que hacer en casa?

 

La mamá respondió que todas las personas, hombres y mujeres pueden y deben participar en las labores de atención del hogar. Esto contribuye a que haya más unión en la familia y más tiempo para estar juntos. Tu hermano y tu hermana tienen la misma posibilidad de realizar las labores, pensar, sentir y amar. Ya ves: en la familia hay igualdad y todos somos importantes.

 

 

Descripción de la actividad

 

Después de la lectura del cuento iniciar el diálogo sobre:

Ninguno de nosotros es más importante que el resto de nosotros.

Te has dado cuenta de que tú solo no puedes hacer muchas cosas y requieres la ayuda de los demás.

Se les pide que respondan individualmente a una pregunta luego voluntariamente compartan la respuesta dada.

¿Crees que cooperas en las tareas del hogar y la escuela?

A continuación, se les pide que piensen en qué tareas de la clase podrían implicarse más, por ejemplo, dejar los libros de la biblioteca de aula ordenados, colocar las mesas antes de marcharse, etc. Comentar entre todas las propuestas y si se pudiera llevar a cabo algunas de ellas.

Se puede hacer lo mismo con tareas relacionadas con su casa.

Reflexionar con los estudiantes dando respuesta a las siguientes preguntas:

¿Es importante que cada miembro de la familia coopere y colabore en las tareas del hogar? ¿Por qué?

¿Ustedes como niños de la casa pueden ordenar los juguetes, hacer la cama, poner y retirar la mesa, etc.?

¿Todos los miembros de la familia somos importantes? ¿Por qué?

 

Terminar proponiendo:

¿Hagamos un horario para anotar aquello que tenemos y podemos hacer en casa? Cada niño realizará su horario y se lo llevará a casa para pegarlo en su cuarto. Destinar algunos momentos en las jornadas diarias para comentar sobre el cumplimiento de su horario de tareas en casa.

UNIVERSIDAD CATÓLICA DE EL SALVADOR

© 2018

  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES
  • UNICAES